Cuaresma 2020: Camino de humanización

Dentro de la propuesta diocesana para este curso: “Caminando y cantando melodías de vida y esperanza”, concretada en los materiales de Adviento como “Melodías de esperanza”, proponemos para esta cuaresma centrarnos más en la dinámica del camino. Sin abandonar la acción de gracias, cuya expresión son las melodías y el canto, pero sobre todo asumiendo la llamada a hacer “caminos de humanización”.

Junto a tantos hombres y mujeres de buena voluntad que a lo largo y ancho del mundo van dando pequeños pasos para hacer un hombre nuevo y un planeta nuevo, nosotros, como el “caminante que acompañaba en el camino de Emaús” queremos aportar nuestro granito de arena a esta tarea desde la perspectiva que nos ofrece Jesús, el hombre definitivamente nuevo.

Estamos convencidos de que el Padre Dios ha enviado a su Hijo a nuestra tierra para que tengamos un espejo de lo que realmente es un ser humano, plenamente humanizado. Es Jesús el modelo de hombre perfecto y su manera de estar en el mundo, plenamente identificado con la voluntad de Dios y totalmente entregado al servicio de la humanidad, especialmente de los que sufren, es el camino perfecto de humanización. Por este camino, siguiendo sus huellas, queremos transitar durante esta cuaresma 2020.

 

El planteamiento de las hojas

Como en anteriores ocasiones, estas hojas dominicales no están propuestas para la iglesia sino para llevar a casa.

Pretender dar una cierta continuidad y profundización a lo que ha acontecido en la celebración. Más despacio, con más tiempo...

Además, dentro de la casa, pudieran ser una hoja encontradiza, para alguno que no se haya acercado a la celebración del domingo pero puede sentirse interpelado, si quiere, a pensar, a sintonizar...

Por supuesto, dentro de la celebración, también se pueden usar las ideas, los comentarios y, sobre todo, la oración final, que puede rezarse en comunidad.

Consta de cinco partes: el texto del Evangelio, una pequeña reflexión, unas preguntas que puedan orientar nuestra reflexión personal o grupal, un testimonio y una oración.

 

 

 

Primer Domingo de Cuaresma

1 de marzo

La tentación del presentismo

 
     

Segundo Domingo de Cuaresma

8 de marzo

  Pararse, hacer un alto en el camino  

 
     

Tercer Domingo de Cuaresma

15 de marzo

Saciar la sed

 
     

Cuarto Domingo de Cuaresma

22 de marzo

Buscar la luz

 
     

Quinto Domingo de Cuaresma

29 de marzo

Vivir la amistad

 
     

 

 

 

 

 

 

 

 


 

Tags:

La Diócesis de Palencia

Obispado de Palencia
C/ Mayor Antigua, 22
34005 - Palencia (ESPAÑA)
Teléfono: 979 70 69 13
Fax: 979 74 53 14
Enviar Mail